Con su interesante mezcla de arquitectura, museos, playas, parques y templos, la capital comercial y ciudad más grande de Sri Lanka tiene mucho que ofrecer para mantener a los turistas entretenidos o relajados. Colombo se sitúa en la costa oeste de la isla y podrás ver la influencia de las tres potencias que colonizaron Sri Lanka: los portugueses, los holandeses y los británicos. Hacia el sur, la ciudad de Galle también ha conservado arquitectura del siglo XVI, cuando fue fundada por los portugueses, y en la actualidad sus calles sin coches son fantásticas para pasear y perderse. El faro de Galle y la antigua fortaleza son dos de las principales atracciones de esta ciudad, incluida en la lista de lugares Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, lo que la convierte en un popular lugar que visitar después de conocer la capital.

Descubre más:
De Colombo a Galle en tren
De Colombo a Galle en autobús

Opciones para viajar de Colombo a Galle
Ruta costera con Colombo al fondo © Melih Cevdet Teksen / Shutterstock.com

Opciones para viajar de Colombo a Galle

Sólo hay 120 kilómetros (75 millas) de Colombo a Galle, por lo que ir de una ciudad a otra es bastante sencillo y no lleva demasiado tiempo. Por carretera hay dos opciones: la autovía rápida y la ruta costera más lenta, vamos a hablar de las dos con detalle. Puedes ir en autobús por ambas rutas o coger un taxi, pero muchos turistas prefieren viajar en tren por Sri Lanka porque es relativamente barato y siempre atraviesa paisajes fantásticos.

En tren de Colombo a Galle

En tren de Colombo a Galle

Empezaremos por el tren porque es el medio de transporte preferido para viajar por Sri Lanka, y el viaje de Colombo a Galle en tren no es una excepción. Si alguna vez has viajado en tren por Gran Bretaña, el sistema ferroviario de Sri Lanka te recordará a los trenes y estaciones británicos, y hay un motivo para que sea así: el sistema fue copiado de Reino Unido cuando los británicos gobernaban en Sri Lanka, y en la actualidad sigue teniendo ese aspecto colonial británico. Los trenes son un poco más básicos, pero son cómodos y cuentan con baños a bordo.

Lo mejor del viaje en tren de Colombo a Galle es el paisaje. Esta línea ferroviaria discurre junto a la costa, así que podrás disfrutar de unas vistas del mar durante todo el viaje y tendrás la posibilidad de ver muchos pueblos de cerca al pasar por ellos.

Algo importante que debes tener en cuenta si viajas en tren de Colombo a Galle es que Sri Lanka Railways tiene una política por la que es necesario reservar los billetes al menos 32 días antes de la fecha del viaje. Eso quiere decir que no puedes dejar las reservas para el último minuto, sino que tendrás que planearlo todo con antelación para viajar entre ambas ciudades en tren. No debería ser un problema, pero si te gusta hacer las cosas sobre la marcha quizá no estés acostumbrado organizarlo todo con tanta antelación.

Aunque no hay una gran distancia de Colombo a Galle, los trenes no son precisamente rápidos. El tren tarda unas 3 horas y 15 minutos en recorrer esa distancia, pero cuando tienes esos fantásticos paisajes a lo largo de todo el trayecto el tiempo pasa volando. Los asientos en primera clase se pueden reservar a un buen precio y, aunque sean de primera clase, no esperes demasiados lujos: tendrás un asiento cómodo con una vista espectacular, pero eso es todo. Ten en cuenta que deberás madrugar para coger el tren, ya que sale de Colombo a las 6:55 de la mañana.

De Colombo a Galle en autobús

De Colombo a Galle en autobús
Autobús público en Sri Lanka © Val Shevchenko / Shutterstock.com

Aunque nosotros, y muchos otros viajeros, recomendamos ir en tren, hay buenas opciones para viajar por carretera, incluyendo dos autobuses diferentes. Si la idea de levantarte para coger el tren de las 6:55 no te atrae o no encaja en tus planes, viajar en autobús de Colombo a Galle es una buena alternativa.

Hay autobuses exprés que viajan por la autovía que hemos mencionado antes. Es, sin duda, la forma más rápida de llegar de un sitio a otro porque viajarás por una carretera de doble carril que es bastante nueva y está en muy buen estado. Los autobuses que viajan por esta ruta también son más nuevos, más cómodos y cuentan con aire acondicionado. Además, tienen salidas regulares a lo largo del día.

Es aconsejable evitar las horas punta porque estos autobuses son populares entre los trabajadores y puede que no encuentres sitio. Pero, como tienen salidas cada 20 minutos desde las 5 de la mañana, deberías encontrar un asiento en poco tiempo. El viaje dura entre 1,5 y 2 horas.

La segunda opción para viajar en autobús de Colombo a Galle es la ruta costera. Esta opción tiene la ventaja de que te lleva junto al mar y pasa por muchos pueblos costeros, como el tren, aunque estos autobuses públicos no son ni la mitad de cómodos que el tren o que los autobuses exprés. Puedes esperar unos asientos duros y mucha gente subiendo y bajando, además de no contar con aire acondicionado. El viaje en autobús público es mucho más largo que con las otras alternativas. Por este motivo, si quieres viajar por la costa, el tren es, sin duda, lo más recomendable.

La ventaja de los autobuses es que son muy baratos, por lo que son una buena opción para los que viajan con un presupuesto ajustado.

No olvides que si quieres viajar en tren de Colombo a Galle deberás asegurarte de reservar los billetes al menos 32 días antes del viaje. Utiliza una página web de reservas online de confianza como 12Go.asia para mayor tranquilidad.